FASCÍCULO 3. LAS CIENCIAS SOCIALES EN: ECONOMÍA, DERECHO, POLÍTICA,ANTROPOLOGÍA, HISTORIA Y SOCIOLOGÍA.


CAPÍTULO 1. CIENCIAS SOCIALES EN: ECONOMÍA, DERECHO Y POLÍTICA

1.1.3 MÉTODOS

Hace muchos años se iniciaron las ciencias de una manera desorganizada. El hombre primitivo percibió regularidades en la naturaleza y supuso que, en efecto, hay leyes que controlan y ordenan los sucesos del mundo real, posteriormente, se desarrollaron teorías científicas (nociones sobre cómo distribuir en categorías y medir esas regularidades) para explicar ciertas partes de la realidad social, para tal efecto se utilizaron procedimientos empíricos de prueba para obtener información del mundo real que pudiera compararse con aspectos particulares de una teoría dada.

La ciencia, dice Kuhn, progresa a veces mediante el paso de un paradigma a otro. Un paradigma puede definirse como un patrón analítico, es decir, una manera general de ver el mundo o una orientación compartida por una comunidad de eruditos dedicados a la investigación. En un campo particular de especialización dentro de las ciencias, esos eruditos comparten un conjunto de teorías, técnicas, creencias y valores que en conjunto constituyen un paradigma.

Sin embargo, al pasar el tiempo se producen crisis y aparecen anomalías hechos, sucesos o fenómenos no explicados por el paradigma existente, estas crisis se resuelven buscando un nuevo paradigma que pueda explicar mejor la realidad; por ejemplo, el paradigma de Ptolomeo, con su visión de la Tierra como centro del Universo, fue reemplazado por el de Copérnico, que basaba sus preguntas sobre la premisa de que los planetas giran alrededor del Sol. Es lo que llama Kuhn una revolución científica.

Por lo que una ciencia es, en acepción común, sinónimo de medida exacta de precisión matemática. En ese sentido, la física matemática representa el prototipo de la ciencia y así, quedarían excluidas todas las ciencias sociales, incluyendo la Economía. Sin embargo, no debemos olvidar que incluso la Física es producto de un largo proceso de desarrollo científico, pasando de un paradigma a otro.

La ciencia económica, ha permitido analizar y entender adecuadamente la naturaleza de los procesos económicos y logrado sistematizar el estudio de estos. Sin embargo, esta ciencia no puede utilizar las condiciones controladas y óptimas que existen en un laboratorio de biología, por lo tanto, sus pronósticos son menos exactos, aunque no por ello dejan de ser científicos. Lo son porque utilizan una metodología científica, aun cuando los métodos utilizados en las ciencias sociales son distintos a los que se emplean en las ciencias naturales. Esta metodología cambia continuamente, lo mismo que los hombres que la aplican.

Fundamentalmente, la Economía utiliza los métodos inductivo y deductivo. El inductivo permite pasar del conocimiento específico y particular al conocimiento general y universal; por ejemplo, analizar cómo se determinan los precios del maíz, trigo, frijol, etc., y de ahí, establecer un principio general para determinar el precio de todos los productos del sector analizado. Por otro lado el deductivo, va del conocimiento general al conocimiento particular, lo que permite reducir los fenómenos económicos a un sistema de leyes generales como la ley de la demanda; por ejemplo, según la ley de la demanda, si aumenta el precio de un bien o servicio, el resultado sería una disminución de la demanda del bien o servicio en cuestión.

Para llegar al conocimiento, el investigador tiene a su disposición varias modalidades del método científico. ¿Cuál de los métodos es el más adecuado a un caso particular de investigación ?. Lo habrá de decidir el investigador ya que depende enteramente de su criterio y del propósito que tiene en mente, pero siguiendo las reglas básicas del método científico.

Recuerda que debe existir una correlación entre el método, la teoría y el objeto de estudio. También en Economía debe existir una relación entre el problema que se estudia, los principios fundamentales de la ciencia económica y el método que se utilice.

El método que utilizó Marx para estudiar el régimen económico de la sociedad, va de lo concreto sensible a lo abstracto. “Lo abstracto y lo concreto son dos aspectos del Método Dialéctico de Marx. Lo concreto es el reflejo del objeto como unidad de los aspectos principales y secundarios. Lo abstracto consiste precisamente en prescindir de los aspectos secundarios para reflejar sólo las cuestiones principales. Lo concreto forma entonces el principio y el final del conocimiento humano, pero este inicio y este fin no están en el mismo nivel. Lo concreto sensible, o sea el conocimiento de los fenómenos a través de los sentidos (ver, oír, oler, etc.), es el punto de partida del conocimiento, ya que, el primer contacto que se tiene con los fenómenos de la realidad es sensorial, este conocimiento sensorial es el punto de partida para que por medio de la abstracción se conozca la esencia fundamental y definitoria del fenómeno para convertirse así en lo concreto pensado.”5

Por tanto, la práctica teórica del método científico correcto consiste en partir de lo concreto sensible ( lo captado a través de los sentidos) hacia lo abstracto ( la esencia de las relaciones sociales de producción).

Marx concluye: “Por eso lo concreto aparece en el pensamiento como el proceso de la síntesis, como resultado no como punto de partida”.

5 MARUME, Elia. Economía para principiantes, Introducción al estudio de la ciencia económica, CECSA, México, pág. 99.

 

Deja un comentario