2.4.1 Renovación Moral


Los desequilibrios estructurales y el macroendeudamiento que en 1982 aquejaron a la economía mexicana obligaron al Estado a ceñirse a los mandatos fodomonetaristas y, con base en esos preceptos, diseñar un modelo de desarrollo que respondiera a las esperanzas de la sociedad. Para lograrlo se aplicaron reformas moderadas encaminadas a restablecer la confianza y credibilidad en el sistema presidencialista que estaba tan devaluado como la moneda nacional.

A medida que la crisis económica se agravó, en la población se magnificó el creciente desencanto que la frustración de expectativas provocaba día a día. Ante ello, el sentimiento popular de inconformidad señaló a la corrupción y al abuso en el manejo de los bienes públicos como el origen de todos los males económicos del país, lo que motivó un verdadero clamor nacional que exigía el inmediato combate a tal fenómeno.

En este contexto se plantea la urgencia de poner en práctica un dispositivo político acorde con el momento social que la crisis impone. De allí la necesidad de impulsar la renovación moral para corregir la ineficiencia e inmoralidad que hasta entonces caracterizaba a la burocracia institucional. Este afán renovador desembocó en una amplia actividad legislativa que concibió una nueva Ley de Responsabilidades de los Servidores Públicos; se incorporaron al Código Penal los delitos de deslealtad, enriquecimiento ilícito e inexplicable ejercicio indebido o abandono de funciones públicas; abuso de autoridad, coalición, cohecho y peculado, etc., y se reformó el Código Civil con el fin de proteger el prestigio, la vida privada y el patrimonio moral de los individuos sin distinción.

Campos, Ricardo: El fondo Monetario Internacional y la deuda externa mexicana. UAEM, México, 1990, p. 164.

La ley moral exime de sus alcances a los periodistas, mientras éstos desempeñen su trabajo con honestidad y dentro de los preceptos constitucionales. Por lo tanto, no se verían afectados por acusaciones de “daño moral” cuando denunciaran a funcionarios corruptos; con base en lo anterior se procesó penalmente a varios funcionarios deshonestos de dependencias gubernamentales, como sucedió en Banrural, Pemex, DGPyT, Nacional Monte de Piedad, SEP, etcétera.

Respeto a las reformas políticas y administrativas se procedió a crear la Secretaría de la Contraloría General de la Federación cuya función sería supervisar la honradez con que actuaran los representantes populares; se limitan los gastos de representación, se condena el nepotismo, Se moralizan las fuerzas policiacas, desaparece la DIPD, etc.Éstas son acciones paliativas en las relaciones de poder, ya que lograron que la opinión pública moderara su inconformidad.

La derogación del Reglamento de Publicaciones y Objetos Obscenos, las modificaciones a las iniciativas de reforma al Código Civil, la política oficial en cuanto a comunicación social del Gobierno, la apertura de foros de consulta popular, etc., son ejemplos que ayudaron a relajar las tensiones suscitadas por la crisis económica.

En conclusión:

La renovación moral implicó el cumplimiento del orden jurídico y la moral que éste establece. Así se comprende que la moral social es apegarse al derecho.

imagen1

  1. Describe la situación política y social de México en la década de los ochenta, destacando tres acontecimientos que influyeron en la concepción de la renovación moral.
  2. Consulta la definición filosófica de los conceptos “renovación” y “moral”, y de acuerdo con ellas elabora tu propia interpretación de lo que debemos entender por renovación moral.
  3. Explica la importancia que para el gobierno mexicano tuvo la renovación moral.

Deja un comentario