INTRODUCCIÓN


Para entender el pensamiento náhuatl es necesario comparar las principales características del mito en América, y comprender cómo a partir de ellas se desarrollan las teogonías que constituyeron la base de su concepción integral del mundo.

Dado que las formas de expresión más importantes del pensamiento náhuatl son los mitos, revisaremos el más representativo de ellos: “La leyenda de los Soles”, en el que se explica la Tierra y sus eras desde su origen hasta la época actual.

Si bien el pueblo náhuatl mantuvo al mito, así como a las prácticas y ritos religiosos, como eje principal de su explicación, algunos hombres excepcionales se separaron de la tradición al pretender llegar al fondo mismo del conocimiento de la divinidad. Aquí es donde se separan la tradición mítica religiosa de la reflexión profunda acerca del ser. Estos hombres excepcionales, hombres de conocimiento, no se conformaron con practicar sólo ritos, como en el caso de los sacerdotes, sino que desearon conocer, viendo y viviendo más allá de lo evidente, a la comunidad, y que no buscaron el beneficio del culto a los dioses sino el conocimiento “en sí” de la realidad imperecedera que soporta a esta otra realidad cambiante que es nuestro mundo material.

Para facilitar la lectura de este capítulo te recomendamos consultar el Glosario de términos y de voces nahuas que se encuentra al final del mismo.

 

Deja un comentario