3.3 ESTILO


Ya hemos visto que dentro de un contexto cultural la obra literaria refleja el momento histórico y la corriente literaria, ahora trataremos de distinguir la forma de expresión de un autor determinado. Este es un factor que distingue a un autor de otro, ya sea en su forma de escribir o en los temas que abordan, esto se debe a que tienen diferente estilo, pero ¿sabes cómo se puede identificar esto? ¿podrás definir qué es el estilo?.

Cada autor imprime un sello particular en su obra, elemento que llamaremos estilo. Por ejemplo: la pintura del siglo XVI es diferente a la del siglo XIX, pues en la primera el estilo imperante de la época se basaba en tonos oscuros, figuras regordetas y temas religiosos; en cambio en el siglo XIX el estilo estaba en función de la luz, el color y la vida cotidiana.

Sin conocer alguna técnica pictórica bien podrías distinguir un mural de David Alfaro Siqueiros entre uno de José Clemente Orozco o de Diego Rivera, pues a pesar de que los tres son contemporáneos del siglo XX y manifiestan en sus obras una serie de situaciones o problemas de tipo social, son diferentes. Esto que los hace diferentes es su estilo.

Martín Alonso, en su obra Ciencia del lenguaje y arte del estilo, define el estilo como “el carácter propio que da a sus obras el artista o literato, por virtud de sus facultades y medios de expresión.”

Es así como una obra adquiere unidad tanto de forma como de contenido, ambos relacionados por un estilo propio tanto del autor como de su sociedad.

Reiteramos, el estilo es el sello personal que el autor imprime en sus obras y que se identifica mediante rasgos recurrentes en el tratamiento formal y de contenido de su obra.

Pero, ¿qué son los rasgos recurrentes?

Deja un comentario